¿Nos caimos del mundo (financiero) de nuevo?

Por: Hernán Torre

16 de Junio de 2014: 10.30 de la mañana, hora Argentina.

No se trata del debut mundialista en Brasil, aunque igualmente representa una cuestión de Estado. En ese momento, la Corte Suprema de Estado Unidos anunció que no tomaría el caso que enfrenta judicialmente a Argentina con uno de los denominados fondos buitre (NML Capital). A su vez, llamó a acatar el fallo de primera instancia, en la cual el reconocido juez Thomas Griesa obligaba a nuestro país a abonar la totalidad de los bonos en default que poseía el mencionado fondo de inversión (alrededor de U$S1300 M). Al rechazar el pedido de revisión por parte de los abogados que llevan el caso en nombre de Argentina, se senta un peligroso precedente para nuestro país, ya que los restantes tenedores de bonos en default podrían repetir mismo procedimiento y resultado, logrando ganancias extraordinarias del orden del 1000% en el camino. Por si no fuera poco, en otro fallo (conocido como “Discovery”) la Corte Suprema avaló el embargo de activos argentinos en el exterior para lograr el cobro de la deuda en default.

CS_EEUU

De más está decir que, a priori, se dificulta muchísimo la posibilidad que se anhelaba de poder retomar el acceso al financiamiento externo para llevar a cabo proyectos interesantes, como la renovación del Belgrano Cargas o la construcción de algunas represas hidroeléctricas que permitieran aliviar la restricción energética que acecha a nuestro país. Pensar en una emisión de bonos se asemeja a una odisea, en momentos en los que los fantasmas de default y default técnico vuelven a entrecruzarse en el camino de Argentina. La estrategia ideada por el gobierno apuntaba a lograr el tratamiento por parte de la Corte para estirar la definición de fondo hasta 2015, o generando una consulta al procurador del gobierno de los Estados Unidos. De esta manera se lograría que expirara la Clausula RUFO (Rights Upon Future Offers), la cual impedía otorgar un tratamiento más favorable a los holdouts que los presentes en los diferentes Canjes de 2005 y 2010 con los acreedores.

¿Qué significa este evento en lo inmediato? Un cambio urgente de estrategia. Argentina no podrá jugar con el factor tiempo, a la espera de que se caiga “la RUFO”, para poder negociar con mayor márgen y espacio frente a los fondos buitre. De esta manera, estos tenedores de bonos en default verán fortalecida su postura frente al gobierno, dado que cuentan con el aval de la Justicia estadounidense y tienen la posibilidad de decretar un nuevo default por parte de Argentina.

A propósito de esta resolución, Cristina Fernández de Kirchner llamó a una cadena nacional para esta noche. Esperemos, por el bien de la posición negociadora argentina, que no se realice ningún acto en contra de los propios intereses argentinos. Es sabido que la relación que ha caracterizado a nuestra actual Presidente con los fondos buitres ha sido de total rechazo y condena para con sus actitudes. No obstante, en esta tienen todas las de ganar. Por esta razón, es importante que se dejen de lado conceptos u opiniones personales, ya que con estos mismos personajes nos deberemos sentar a negociar en el corto plazo. Ya se ha visto que la declaraciones asegurando que a los buitres no se les pagaría un centavo no dieron resultado. Tampoco es cuestión de subyugar la soberanía y entregar el patrimonio del país sin cuestionamientos, pero la cuestión de fondo parece perdida: hay que sentarse y negociar.

Ojalá, para bien nuestro y de los futuros gobiernos que asuman, se pueda diseñar una alternativa de arreglo, ya que si llega a obligarse al pago a valor nominal de los activos en default, la suma total podría llegar a casi U$S 15000 M, más de la mitad de las reservas con las que cuenta el BCRA hoy en día.

Por eso, es importante que el mensaje que transmita la Presidente no atente contra los intereses de los 40 millones de habitantes a los que dice representar. Esperemos que se priorice las posibilidades de llegar a un acuerdo dentro de todo beneficioso para el país, en desmedro de cuestiones personales o ideológicas que de nada sirven en este momento.

Anuncios

Un comentario en “¿Nos caimos del mundo (financiero) de nuevo?

  1. Pingback: Macros a la obra | Esquizofrenia carroñera: ¿en qué quedamos?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s